Nemesis: asesinos de reemplazo

By 26 marzo, 2019Libros y a lo loco

He acabado hace un par de días el libro Némesis, de James Swallow y número 13 de la Herejía de Horus.

Es un libro que parte de la premisa siguiente:

Altos Señores de Terra: “Hay que matar a Horus como sea. Vamos a mandar a los mejores asesinos que tenemos, del gremio llamado Oficio Asesinorum. Así que vamos a coger a un puñado de tipos entrenados y modificados hasta las cachas, a cual más inestable, raro, con problemas personales y de su propia historia personal y los vamos a mandar al culo de la galaxia donde sabemos que Horus va a estar para que le den matarile. Porque, ¿qué puede salir mal?”

Y efectivamente nada sale mal, qué va, cómo podría salir algo mal en un universo Grimdark.

Hay que reconocerle a Swallow que crea unas historias interesantes y bien mezcladas, interhiladas, por decirlo en bonito. Pero una de las cosas que me han sabido a mal o quizás a pocos es el hecho de que de repente se acuerda que está escribiendo algo de 40K y descarta esas historias con cierta rapidez y se enfoca en la historia de la Herejía y cada mochuelo a su olivo. O más bien los asesinos a liarla y los malos… pues también.

Los personajes

Tenemos varios, los buenos y los malos: aunque en el universo de Warhammer 40K no hay de eso, claro. Me explico.

Los “buenos” son… asesinos. Imagináos los malos.

Los del Oficio Asesinorum son un grupo de asesinos entrenados. Tenemos el hacker, el francotirador, la cambiaformas, la paria (la única que me cayó bien), la de los venenos y el pirado-matamucho-laliapardasiemprequepuede. Un encanto de grupo. Muy sanos todos. Y van dando tumbos por la galaxia con la orden de matar a Horus, que la ha liado al rebelarse contra su padre y sublevar a la mitad de las legiones. Y blablabla. Son un grupo de paquetes. Quizás la callidus y el eversor sean los más consecuentes.

Y los malos… bueno, ahí hay bastante confusión. Y mejor no ahondo mucho en ellos para no destripar nada, pero sí es cierto que es bastante complejo, y que en el principio en el que nos venden una historia policíaca y, oh, por amor al Emprah, joder, dadme esa historia bien escrita, parece bien enfocado. Y después pasan cosas y se lía más. Es lo que hay. Parece el principio de un disco de Gojira. Se ordena-se desordena-se ordena… en fin.

No es uno de los mejores libros de la Herejía y aunque los personajes del Oficio Asesinorum molan hasta cierto punto y el momento reclutamiento a lo Equipo A está guay, la dinámica y trama entre ellos me parece facilona y a veces un poco ilógica.

Léetelo si te interesa aprender sobre los asesinos, desde luego, pero no esperes una gran historia, porque es liosa y bastante raruna. Además desearás emprederla a collejas con los personajes en muchos momentos.

Le doy, no sé, como unos tres bólters.

bolters de puntuación
bolters de puntuación
bolters de puntuación

Leave a Reply